Siete tips para mamás que quieren invertir

El dinero rendirá más que guardándolo bajo el colchón. Foto: Especial

Durante años, ya sea que trabajen o no, las mamás han sido las mejores administradoras de las finanzas en el hogar, aunque muchas veces prefieren guardar el dinero en cajas en casa o tradicionalmente bajo el colchón, lo que no es recomendable por los efectos de la inflación que hacen perder su valor.

El ahorro disponible debe servir a las mamás no sólo para destinarse en algo planeado, sino para generar un historial financiero y formar un patrimonio para ellas y su familia, pero con tantas ocupaciones, se desconocen todas las opciones para hacer crecer el dinero.

Por ello, a continuación te compartimos siete consejos de M2Crowd, empresa de crowdfunding inmobiliario, que harán crecer tus ganancias

Guarda algo de lo que recibes

Ya sea que recibas ingresos fijos por un trabajo formal, variables por un negocio propio o una cantidad acordada con tu pareja para el gasto familiar, destina una parte de este dinero a la inversión.

Este dinero no necesariamente debe ser un sobrante con respecto a tus gastos mensuales, sino un excedente que puedes obtener al dejar de consumir cosas no indispensables.

Conoce tu perfil de mamá inversionista

Aunque te parezca algo muy complejo, no es más que analizar cuáles son tus necesidades a la hora invertir. Debido a su dinámica y la combinación de tareas, las mamás generalmente tienen un perfil como el siguiente:

  • Tiene objetivos claros, específicos y de largo plazo, que están relacionados con el ámbito familiar, es decir, invierten para su retiro, para la educación de sus hijos o para la compra de un inmueble.
  • Dedican el tiempo necesario antes de tomar una decisión. Se informan, investigan y aprenden acerca de las implicaciones que tendrían sus decisiones al invertir.
  • Frecuentemente piden asesoría de expertos antes de definir cuál será su inversión.
  • Tienen una mayor aversión al riesgo, lo que las inclina a elegir inversiones más conservadoras.

Infórmate de los instrumentos financieros

Recuerda que entre más sepas acerca de los instrumentos, más capacidad tendrás de sacarle mayor provecho a tus inversiones. Actualmente en el mercado hay muchas alternativas que te permiten invertir tu dinero y obtener buenas ganancias, solo ¡ojo! con aquellas que te prometan grandes ganancias en poco tiempo.

Recuerda que, gracias a las Fintech, han surgido novedosas oportunidades como el crowdfunding inmobiliario para poner a trabajar tu dinero a través de plataformas digitales en sectores que antes estaban destinados a grandes capitales.

Aprende a diversificar

El siguiente paso es que aprendas a combinar distintos tipos de inversión al mismo tiempo, de esta forma “no pondrás todos los huevos en la misma canasta” y disminuyes en gran medida la posibilidad de perder gran parte de tu capital o de no contar con liquidez en el momento que necesites cubrir algún gasto.

Invierte en ti misma

Las nuevas mamás tienen altas expectativas, desean una vida social activa y ser pareja y madres ejemplares, pero se olvidan de que su mejor patrimonio son ellas mismas. Lo anterior es posible invirtiendo dinero para cumplir objetivos personales, como hacer un viaje, someterse a un tratamiento médico que ha sido postergado, comprarse un coche, pasar tiempo con las amigas o dedicar un día entero a consentirse en un Spa.

Invierte en la educación de tus hijos

Como sabes, el costo de la educación de tus hijos es alto y a medida que crecen los gastos van en aumento. Una forma de hacer frente a estos gastos futuros es comenzar a establecer un plan de ahorro e inversión que proteja tu dinero contra la inflación y te garantice contar con las cantidades necesarias para cubrir inscripciones, colegiaturas, cursos adicionales y útiles, en el momento que se requieran.

Piensa en tu retiro

Invertir en tu futuro será un gran alivio para poder disfrutar de una vida cómoda y sin preocupaciones cuando llegue el momento de dejar trabajar.

Con una suma pequeña que destines mensualmente para este fin, puedes obtener un monto significativo en el tiempo, diversificando y reinvirtiendo tus ganancias para generar un ahorro importante a largo plazo.

CRÉDITO: 
Redacción / El Empresario