Mujeres buscan mayor emprendimiento

Hoy en día las mujeres representan el 51% de la población total en el país y progresivamente han aumentado su presencia en áreas como la educación, la ciencia y en diversas actividades de enfoque social, político y económico, que convencionalmente estaban representados en su mayoría por hombres.

Mujeres a la cabeza de las Pymes

El emprendimiento de las mujeres ha tenido un ritmo acelerado en México ya que de las 4 millones de pymes que aproximadamente existen en el país, el 47% están dirigidas por mujeres.

Además, cabe destacar que las mujeres destinan más del 70% de sus ganancias a la comunidad y su familia, en tanto que los hombres sólo inyectan entre 30% y 40% de sus recursos para dichos fines, lo anterior de acuerdo con la Asociación Mexicana de Mujeres Emprendedoras (AMMJE).

Pero, ¿cuáles son las dificultades a las que se enfrentan las mujeres que deciden emprender su propio negocio? ¿Cómo deben solucionar los obstáculos que existen cuando arrancas un proyecto?

Entre los principales obstáculos a los que se enfrentan las mujeres al emprender un negocio son:

•Paradigmas sociales: la desigualdad laboral y los estereotipos de género siguen presentes, esto repercute de manera negativa cuando una mujer decide emprender. De acuerdo con datos de la AMMJE el 40 por ciento de las mujeres señala al machismo como la principal barrera a vencer.

• Encontrar equilibrio: uno de los retos para la mujer trabajadora es combinar su papel de empresarias con la vida familiar y social. Aunque no hay cifras, se sabe que algunas pueden dejar su papel de empresaria, por no saber equilibrar ambas facetas.

Sin embargo, a decir del INEGI, del total de niños menores de 7 años en México, de los cuales su mamá trabaja: 31.1% se encuentran al cuidado de su abuela, 25.3% su mamá lo lleva al trabajo, 12.9% están en una institución educativa, 17.4% se encuentra al cuidado de su papá o de otro familiar, 9.4% son asistidos por una guardería

• Falta de programas de apoyo: México ofrece una buena oferta de servicios de desarrollo de capacidades y habilidades empresariales, el problema es que muchos no están dirigidos específicamente a mujeres.

• Carencia de planificación financiera: Se estima que casi el 40% de los emprendedores no recibe ningún asesoramiento profesional al realizar la planificación económica de su negocio. Por lo que la mayoría de las emprendedoras financian su negocio a través de sus ahorros, préstamos familiares y pocas lo hacen a través de una inversión formal.

• Baja protección: De acuerdo con AXA Seguros los siniestros más frecuentes en las pymes mexicanas son: daños a sus oficinas, robo de mercancía o algún incidente con clientes o trabajadores. Por lo que, considerar un seguro debe ser indispensable para proteger tu negocio ante cualquier eventualidad. Estos instrumentos financieros están diseñados para proteger diversos activos: inmueble, transporte, maquinaria, mercancía, entre otros.

Más vale prevenir…

Como se sabe la adopción de seguros aún es lenta, apenas el 15% de la Población Económicamente Activa tiene la protección de un seguro de vida, y a decir de AXA Seguros, las mujeres son el sector de la población más desprotegido.

Sin embargo, de acuerdo con proyecciones de la compañía, esta tendencia se revertirá en los próximos 14 años , debido a que la contratación de seguros para mujeres incrementará hasta 10 veces, ya que este sector de la población cada vez se preocupa más por proteger sus bienes e ingresos. Además, al momento de buscar un seguro muestran mayor interés en servicios de valor añadido, tales como cuidados de sus hijos, reparaciones o asistencia.

En ese sentido, algunas compañías diseñan seguros que se adapten a las necesidades y estilo de cada mujer. Existe una amplia oferta para mujeres emprendedoras, amas de casa, entre otros.

Te invito a conocer las múltiples coberturas a las que puedas acceder para proteger tu familia, negocio, salud y patrimonio.

*El autor es Vicepresidente de Distribución y Mercadotecnia de AXA Seguros.