Nestlé quiere conquistar las calles

Foto EE: Gabriela Esquivel

Con el objetivo de posicionar la marca fuera del hogar, Nestlé México cuenta con cuatro modelos de negocios con los que pretenden conquistar un nuevo nicho de mercado. A través de microfranquicias, coffe shop, coffee corners y food trucks, “queremos ser innovadores y relevantes dentro y fuera de casa”, dijo Philipp Navratil, vicepresidente de Cafés y Bebidas de Nestlé México.

Durante la inauguración de la primera cafetería o coffee shop de Nescafé en México, el vicepresidente comentó que el objetivo es llegar a otro público: “un consumidor que trabaja, se levanta temprano, antes de iniciar labores pasa por su café y que utiliza las instalaciones para una junta de trabajo”.

La inversión para este establecimiento fue de cuatro millones de pesos y, dependiendo de la aceptación en el público, se buscará replicar el modelo por medio de terceros o franquicias. Cabe mencionar que en el mundo ya hay tres coffee shops de Nestlé (Japón Corea y Chile) y se espera que Brasil y Estados Unidos se sumen a la lista.

Microfranquicias

A casi un año de la entrada de Nestlé al programa de microfranquicias del Instituto Nacional del Emprendedor (Inadem), Philipp Navratil comentó que ya son 60 franquicias las que están en el mercado.

Este modelo que consiste en la venta de café a través de carritos bicicleteros, también forma parte de la estrategia de conquista de Nestlé. El objetivo es llegar a las 1,000 microfranquicias, pero el vicepresidente aseguró que depende del Inadem, ya que son quienes ofrecen el financiamiento, “nosotros (sólo) les damos el producto y la capacitación para vender y mantener una contabilidad sencilla”.

Otro de los proyectos del posicionamiento de marca son los coffee corners, pequeños locales que se pretenden colocar dentro de entidades educativas. Hasta ahora, sólo “estamos en negociaciones con autoridades del Conalep (Colegio de Educación Profesional) para que nos brinden espacio físico y poder comercializar alimentos y bebidas”.

Navratil refirió que este año se planean abrir entre 10 y 15 establecimientos, lo cual llevaría una inversión de alrededor de seis millones de pesos.

Finalmente, están los food trucks, que si bien ahora es un piloto, prevén entrar a universidades o centros comerciales en el mediano plazo.

[email protected]

CRÉDITO: 
Zyanya López / El Empresario