Formarán un Buró de Entidades Financieras

Foto: Especial

Darán a conocer su comportamiento antes de contratar sus servicios

Así como ocurre con el Buró de Crédito para personas físicas, en el que se lleva registro de su comportamiento crediticio, próximamente, las instituciones financieras tendrán su propio Buró de Entidades Financieras, que contendrá información relevante sobre sus prácticas en la venta de servicios y productos, el número de reclamaciones de clientes o número de sanciones impuestas.

Según la iniciativa de reforma financiera que presentó el gobierno federal el pasado 8 de mayo, en el marco del Pacto por México, este registro estaría a cargo de la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) y tiene el propósito de que las personas conozcan el comportamiento de las entidades financieras antes de contratar sus servicios.

“La información contenida en el Buró de Entidades Financieras (…) contribuirá a la adecuada toma de decisiones de los usuarios de servicios financieros, por lo que (las instituciones) deberán poner más atención a los servicios que ofrecen a sus clientes”, expone el documento.

A partir de la aprobación de la reforma por el Poder Legislativo, la implementación del Buró tardaría menos de seis meses, afirmó Mario di Costanzo, presidente de la Condusef.

“Ya tenemos una parte de esta información porque la Condusef ya realiza informes periódicos, pero éste sería un reporte sistematizado más completo que abarque a bancos, aseguradoras y otras entidades financieras. Actualmente, sólo lo hacemos con bancos, aseguradoras y sofomes”, dijo. Según el documento, este registro será público y deberá estar disponible en la página web de la Comisión.

Entregarán distintivos a bancos

Además, la Condusef creará un sistema de arbitraje en materia financiera para que, a través de un comité imparcial conformado por autoridades de sistema financiero, se resuelvan las controversias entre instituciones y usuarios.

Mario di Costanzo explicó que las entidades que se adhieran a este sistema podrían ostentar un distintivo de adhesión, lo que generaría confianza entre los usuarios de servicios financieros.

Adriana Labardini, directora de la Asociación Civil Al Consumidor, declaró recientemente que en España el sistema arbitral es un exitoso modelo de protección al consumidor, incluyendo servicios financieros.

“Este tipo de sistema también favorece la competencia entre instituciones porque el usuario puede elegir entre la institución que sí se somete al sistema arbitral y el que no... En España, las empresas o entidades que no se someten al arbitraje saben que se exponen a demandas. Con esto, las empresas tienen un incentivo para adherirse al sistema de arbitraje”, agregó.

[email protected]

CRÉDITO: 
Ilse Santa Rita, El Economista